lunes, 16 de junio de 2014

Susurros en el aire


Se acercaron tanto las miradas,
que saltaron chispas e  incendiaron
su estremecido cuerpo.
Sus pestañas escalaban ansiosas su perfil
desafiando su palpito expectante,
y un sinfín de dudas rodaron por el suelo.
Se giró y le sonrío tímidamente,
y sin él saberlo, acaricio sus labios con dulzura,
y retuvo un instante su tacto suave en su alma,
como se retiene el perfume embriagador de una flor,
o el bello resplandor que dejan los luceros.
Estoy aquí, le dijo sin palabras.
No soy esa niña mimada que idolatras,
soy mujer, y siento un profundo dolor en silencio.
Escucha…escucha como palpita mi corazón,
algo muy grandioso le está pasando sin yo quererlo .

María Borrego R
.
 




TE INVITO A ESCUCHAR MI RADIO.

Nota informativa. Para entrar a escuchar la radio, es preferible  por el servidor de Internet explore, así no habrá problema de conexión-