martes, 2 de septiembre de 2014

Para ti











Para ti, fiel amigo.

Porque sé cuando estás y me lees a escondidas
y en silencio te siento y me sientes.
Porque sé que al crepúsculo o al alba,
acaricias mis versos despertando
 entusiasmo en mi alma de niña.

Para ti, que alimentas mis sueños,
fiel amigo, por eso… para ti la balada
que se mese en las aguas
donde duerme el amor, donde sueña la vida.

Para ti, por estar, por atraerme,
por querer conocerme y no saber,
por rozarme a escondidas
y flotar en mi mar de caricias dormidas.

Para ti, que te duermes con mi dulce sonrisa,
inventando caricias que resultan perdidas,
para ti, que te ocultas sin sabes que te sueño dormida.

María Borrego R.